Jueves 24 de Septiembre del 2020
 Bienvenido Invitado! ( o Regístrate)
29 Junio 2015 - Epitaph
Rock Alternativo/Rock/Experimental

Publicado el 06 Julio 2015
Refused
"Freedom"

No sabemos si el título del nuevo disco de Refused, “Freedom”, hace alusión al concepto de libertad como tal, o si es toda una declaración de principios con respecto a su intención y trayectoria como banda. Tampoco creemos que sea algo definitivo, porque al final, lo que define a las personas, o a las bandas, no es lo que dicen, sino cómo lo dicen y lo traducen en hechos. Lo que nos define es lo que hacemos, y el modo en que eso que hacemos (nuestros actos), guardan coherencia con lo que hemos hecho y decimos. Si esa coherencia se rompe, la credibilidad desaparece. Ésta, y no otra, es una de las ‘acusaciones’ que algunos sectores de la prensa especializada y de los fans vienen pronunciando contra Refused. Porque, bajo su punto de vista, la banda que un día proclamó a los cuatro vientos que estaba ‘jodidamente muerta’ –y que daba a entender que no habría más discos tras “The Shape Of Punk To Come”-, ha acabado diciendo ‘Diego’ donde un día dijo ‘digo’ al haber llevado a cabo algún que otro concierto en los últimos años, y al haber publicado el disco que nos ocupa esta reseña.
Cancionesvaloraciones
1. Elektra 0%
2. Old Friends / New War 0%
3. Dawkins Christ 0%
4. Françafrique 0%
5. Thought Is Blood 0%
6. War On The Palaces 0%
7. Destroy The Man 0%
8. 366 0%
9. Servants Of Death 0%
10. Useless Europeans 0%

Ahora bien, sin querer posicionarnos con respecto a ese tema, nos asalta la duda de si eso debería condicionarnos a la hora de acercarnos a “Freedom” y tratar de entenderlo y disfrutarlo más allá de polémicas. En nuestro caso, esto no ha sido óbice para poder destripar el disco, y más allá de del análisis extramusical que se pueda hacer, lo que proponen Refused casi 20 años después de la publicación de su disco insignia, puede suponer, quizá, una confirmación de aquello que ellos anunciaron como la forma que el punk del futuro iba a tener. Si en aquella ocasión, la banda se adentraba en territorios que trataban de infiltrar el hardcore-punk con la influencia de otros estilos que, a priori, nos suenan muy alejados de éste –como el aggro rock, la electrónica, el jazz o el hip-hop-, lo que llevan a cabo en “Freedom” es un ejercicio que se aproxima el rock progresivo, como ocurre en “Elektra” –tema que abre el disco y que nos recuerda a los Foo Fighters más progresivos-, pero que también se inmiscuye en ritmos perfectamente bailables, como ocurre en “Françafrique”. La banda muestra así, de nuevo, su interés por la fusión y la indefinición, por la inconcreción premeditada de estilo y forma -aunque de un modo más que evidente, el hardcore siga presente en sus venas-. Lo que algunos pueden estar percibiendo como una pérdida de norte brutal, a nosotros nos parece consecuencia de aquello que promulgaron en 1998 y, por lo tanto, coherencia con aquél planteamiento. Es decir, lo que se percibe aquí, sigue siendo la misma intención de funcionar bajo sus propias normas, al margen de proclamas políticas.

Sin embargo, hay que destacar que, quizá, la intención no ha acabado siendo traducida con exactitud en las canciones. El concepto está claro, y la idea que pretenden transmitir también, en tanto en cuanto comparte el mismo concepto que promulgaban en su anterior LP; pero el modo en que ello ha sido resuelto, no alcanza el nivel de finura que, por ejemplo, sí alcanzaron en su anterior LP, o que han alcanzado otras bandas que llevan años realizando algo que tira por los mismos derroteros. Pongamos por caso a Enter Shikari o The Mars Volta, bandas que, salvando todas las distancias de estilo, han abogado por unos planteamientos igual de eclécticos, que han sido resueltos de un modo más afinado.

En cualquier caso, y en contra de lo que una gran parte de las opiniones parece estar manifestando, “Freedom” nos parece un regreso coherente en estilo y planteamiento. No vemos a una banda tratando de engañar a nadie –lo cual suena hasta absurdo-, y nos parece que estamos ante un buen disco –alejado de su predecesor, eso sí-, donde la banda continúa explorando áreas de lo más diverso. Sólo así se pueden entender planteamientos como los que muestran en canciones como “Servants of Death”, temas inclasificables que albergan multitud de influencias, integradas de modo que acaban constituyendo una amalgama de texturas interesante, que convierten al disco en una especie de experimento.

Ahora bien, que Refused estén muertos o no, es algo que no nos compete determinar.

todopunk
7.0
usuarios
XX
Valorar

 Visto: 1320 | Comentarios: 1 | Ver Perfil de Refused
  • Facebook
  • Tuenti
  • Twitter
  • email
Necesitas estar logueado!!
DISCOS RELACIONADOS
7.0
At The Drive-In
"In•ter a•li•a"
7.0
Varvara
"Death Defying Tricks"
9.0
Fidlar
"Too"
8.0
No More Lies
"In The Shade Of Expectation"
8.5
Cancer Bats
"Dead Set On Living"
7.5
Nine Eleven
"Le Rêve de Cassandre"
7.0
Worn In Red
"In The Offing"
8.0
The Letters Organize
"Dead Rythm Machine"
8.0
The Letters Organize
"Dead Rythm Machine"
DISCOS MISMA DISCOGRÁFICA
9.0
The Menzingers
"Hello Exile"
7.0
Bad Religion
"Age Of Unreason"
7.5
Millencolin
"SOS"
8.8
Touché Amoré
"10 Years / 1000 Shows"
6.8
Justin Courtney Pierre
"In The Drink"
5.5
Thrice
"Palms"

DISCO DESTACADO


Dance Gavin Dance
"Afterburner"

ÚLTIMOS COMENTARIOS

Acceso usuarios

Introduce tu usuario y tu password

Usuario:
Password:
Recordar Login:
Recuperar usuario

Introduce tu usuario y tu e-mail

Usuario:
E-mail: