Miercoles 30 de Septiembre del 2020
 Bienvenido Invitado! ( o Regístrate)
10 Marzo 2017 - ANTI-
Acústico/Folk/Rock

Publicado el 09 Marzo 2017
Greg Graffin
"Millport"

Quizá el que no siga muy de cerca la carrera de Bad Religion, no sepa aún que Greg Graffin, frontman del grupo, ha hecho alguna que otra incursión en el country y el rock americano como artista en solitario. Pero eso no importa, porque siempre se está a tiempo de descubrir esta faceta del vocalista de Bad Religion, y poder apreciar así una faceta que dista bastante de su banda principal. Aunque esto podríamos ponerlo entre comillas perfectamente, porque si bien la forma que adquiere Bad Religion en sus discos es eminentemente punkrock, cuando te paras a prestar atención a las melodías del grupo y a las que nos presenta Greg en su trabajo en solitario, no existen tantas diferencias, por mucho que la base instrumental se enfoque de un modo distinto. Lo cual demuestra que, aunque Bad Religion pueden ser uno de los estandartes y pilares del punkrock de los 90, su sonido se fundamenta y se construye a partir de otros géneros. Algo que siempre resulta fascinante.
Cancionesvaloraciones
1. Back Roads Of My Mind 100%
2. Too Many Virtues 0%
3. Lincoln´s Funerl Train 50%
4. Millport 50%
5. Time Of NEed 0%
6. Making Time 50%
7. Shotgun 0%
8. Echo On The Hill 50%
9. Sawmill 0%
10. Wax Wings 0%

Así pues, lo que Greg Graffin nos presenta en “Millport” es un disco basado en el country y el rock americano más tradicional. Para ello, Greg y su compañero en Bad Religion Brett Gurewitz, han unido fuerzas junto a la sección rítmica de otra de las bandas más importantes de la escena: Social Distorion. De este modo, tenemos las habilidades compositivas de Bad Religion, sumadas al esqueleto rítmico de Social Distortion. Suena bien, ¿verdad? Pues mejor lo hacen las canciones. Así, en cuanto a las referencias que Graffin toma como base para la composición de los temas que componen este álbum, tal y como él mismo comenta, éstas anclan sus raíces en el pasado, en un espacio y tiempo que sucedió hace ya unas cuantas décadas. Una suerte de viaje que muchos músicos acaban haciendo para reencontrarse con aquello que, quizá, les despertó el gusanillo de la música hace ya unos cuantos años. Un modo de reencontrarse a sí mismos, probablemente, y de volver a reconocerse en la identidad de aquellas canciones que les estimularon por primera vez, para alimentar la inspiración que les llevar componer nuevos temas. Porque, si bien, las ramas de un árbol como el punkrock, han podido crecer de distintas formas y en distintas direcciones a lo largo de los años, las raíces, sin embargo, permanecen en el mismo sitio, alimentándose del mismo sustrato, y proveyendo de nutrientes al tronco del género, al núcleo musical de todo ello.

En este caso, como nos ha ocurrido con otros álbumes de otros géneros, creemos que lo más adecuado no es fijarse únicamente en temas aislados, sino darle la oportunidad de observarlo como un todo, y tratar de tener una visión del conjunto en toda su medida. Decimos esto porque, aunque el núcleo del disco es sonido del folk americano, hay matices en algunos temas que les acerca o alejan de la actualidad, en función de la instrumentación empleada, o del modo en que los coros han sido afrontados. De este modo, “Millport”, que da título al LP, es un claro ejemplo de canción que mira descaradamente al country-folk de la américa profunda, tanto por la instrumentación empleada, como por el modo en que se presentan los coros a lo largo de la canción. Así mismo, y hablando de coros, en “Time Of Need”, Graffin hace un guiño descarado al góspel y a la música negra que conectaba con la iglesia en los años 40 y 50, cuna de tantos artistas negros. En sus coros vas a poder apreciar la influencia de artistas de gente como Sam Cooke, salvando todas las distancias; músicos que, estblecidos en el rock ‘n’ roll, pero criados en el Gospel, no dudaron en recuperar la influencia de éste en determinados momentos de su carrera. Pura magia.

En otros temas, como “Making Time”, Graffin se aleja bastante de todo lo que nos ha ofrecido anteriormente, tanto en este disco como, por supuesto, en Bad Religion. Un buen ejemplo de lo que debes esperar de este disco. No se trata de un LP de Bad Religion en acústico, como algunos dijeron de sus dos anteriores entregas, sino un enfoque totalmente distinto. Una incursión clara e intencionada hacia las raíces y la tradición de la música popular americana.

todopunk
8.5
usuarios
7.7
Valorar

 Visto: 1031 | Comentarios: 1 | Ver Perfil de Greg Graffin
  • Facebook
  • Tuenti
  • Twitter
  • email
Necesitas estar logueado!!
DISCOS RELACIONADOS
7.0
Bad Religion
"Age Of Unreason"
7.5
Not On Tour
"Bad Habits"
9.0
Bad Religion
"True North"
8.0
Tony Sly
"Acoustic Volume 2"
8.0
Varios Artistas
"ONE NINE NINE FOUR"
9.0
Bad Religion
"Live At The Palladium"
9.0
Bad Religion
"The Process Of Belief"
9.0
Strike Anywhere
"Change Is A Sound"
DISCOS MISMA DISCOGRÁFICA
10.0
Jade Jackson
"Gilded"
7.0
Delicate Steve
"This Is Steve"
8.5
Japandroids
"Near To The Wild Heart Of Life"
8.5
Title Fight
"Hyperview"

DISCO DESTACADO


Dance Gavin Dance
"Afterburner"

ÚLTIMOS COMENTARIOS

Acceso usuarios

Introduce tu usuario y tu password

Usuario:
Password:
Recordar Login:
Recuperar usuario

Introduce tu usuario y tu e-mail

Usuario:
E-mail: