Viernes 25 de Septiembre del 2020
 Bienvenido Invitado! ( o Regístrate)
Publicado hace 9 años
The Real McKenzies
Crónica de su concierto en Valencia.

El pasado 30 de diciembre pudimos asistir al concierto que The Real McKenzies dieron en la sala Rock City de Almàssera (Valencia) como parte de su gira navideña por nuestro país, justo cuando acabábamos de conocer la noticia de que su nuevo disco de estudio se editará el próximo mes de marzo bajo el título “Westwinds” a través de Fat Wreck Chords. Así, la banda programó un total de 9 fechas en la península, dejándose caer por ciudades como Madrid, Valencia, Badalona, Lleida, Zaragoza, Alsasua, Xixón, Vigo y Burgos.

Como decía, en nuestro caso, asistimos al concierto de la víspera de nochevieja en Valencia, donde la banda estuvo acompañada por el grupo local Spin-Off, que abrió la noche para los canadienses de forma puntual ofreciendo una actuación de en torno a los 45 minutos de duración donde repasaron su primer EP, “Making Friends”, además de presentar un nuevo tema y un par de versiones: “Same Old Story” (Pennywise) y “Red Balloons 99” (Goldfinger), que ejecutaron con una naturalidad sorprendente. Pese a que en la sala, durante la primera mitad, no había demasiada gente, la banda supo desenvolverse con la soltura y humor suficientes para tratar de despertar y conectar con un público que se reservaba para el plato fuerte de la velada.



Así, tras la actuación de Spin-Off, y tras un breve descanso, hicieron acto de presencia en el escenario The Real McKenzies. De entrada, para los que no les conozcan o no estén familiarizados con este tipo de bandas, la indumentaria y puesta en escena que llevan a cabo, puede resultar ciertamente bizarra e incluso cómica, pero todo desde un punto de vista realmente entrañable y divertido. Y es que no deja de llamar la atención, por lo anacrónico del hecho, el ver dos guitarras y un bajo eléctrico colgados de los hombros de tres tipos que se han calzado un kilt tradicional escocés al mismo tiempo que uno de ellos (concretamente Sean Sellers, también baterista de Good Riddance) se sienta tras una batería y otro empuña una gaita escocesa. Pero todo ello empasta y cobra sentido de una forma pasmosa e inmediata cuando comienzan a sonar los primeros compases del concierto.



De este modo, los canadienses abrieron su actuación con “Barrett's Privateers” un tema compuesto e interpretado originalmente por el cantautor canadiense Stan Rogers, que ha sido versionado por multitud de artistas y que los McKenzies han sabido adaptar a su terreno, ejecutándolo con todos los miembros de la banda cantando en primera línea del escenario y acompañándolo únicamente de una línea de percusión de tom y bombo que recuerda al sonido de unos tambores de guerra y que nos evoca a tiempos en los que los pistolones de los marineros entrecruzaban disparos en las costas escocesas (imágenes que nos volverían a asaltar a lo largo del concierto). Tras semejante apertura, dio paso a un set de en torno a dos horas de duración ininterrumpidas en las que la banda desgranó sin escatimar esfuerzos toda su discografía, incidiendo notablemente en discos como “1000 Shoots”, “Oot and Aboot” y, cómo no, “Off The Leash”,su último trabajo en estudio, sin dejarse algunas canciones de sus álbumes anteriores, e intercalando a mitad de concierto una pequeña sección de temas en acústico que, en contra de lo que muchos puedan pensar, no bajó la intensidad de la actuación ni un solo ápice.




No nos resulta nuevo, pero no deja de ser sorprendente la cantidad de energía que desprende la banda en un incesante chorreo de temas sin descanso, así como su capacidad de conexión con el público, que se mantiene constante durante todo el set sin decaer ni un solo segundo. Asistir a un concierto de The Real McKenzies es una fiesta asegurada. No hay duda de que Paul McKenzie es un frontman nato, a la altura de Dave King, líder de Flogging Molly, por citar un ejemplo similar, y que es capaz de lograr ese nexo con el público tanto por su interacción directa con el mismo, como por su presencia en el escenario: decidida y expresiva.
Durante la actuación hubo muchos momentos llamativos, divertidos y anecdóticos, como en el que Paul, a mitad del set acústico, no dudó un segundo en mostrarnos lo que escondía bajo su kilt... O la ocasión en la que Gwomper (quien ha tocado en Avail y Smoke or Fire), bajista de la banda pero guitarrista en el set acústico, rompió una cuerda de su guitarra, optando por reafinarla y seguir tocando con una cuerda menos como si no hubiese pasado nada. O también, hacia el final del concierto, donde los miembros del grupo decidieron compartir cerveza con el público, contribuyendo así a la conexión de la que hablaba anteriormente.



No tenemos, pues, más remedio que decir (por si alguien lo dudaba) que The Real McKenzies son una de esas bandas para gozar en los conciertos, que disfrutan y hacen disfrutar (mejor con una cerveza en la mano), que ningún aficionado al punkrock debería perderse bajo ningún concepto y que agradecemos poder tener de cuando en cuando por nuestro país. De momento, seguirán entre nosotros hasta el día 8 de enero, no te lo pienses y acercate a verles. Sin duda, un gran broche de cierre para 2011 y una inmejorable forma de comenzar 2012. ¡Que sea así por muchos años!

Fotografías realizadas y cedidas por Rubén Juán. Puedes ver el set completo aquí.

 Vista: 1684 | Comentarios: 3 | Ver Perfil de The Real McKenzies
  • Facebook
  • Twitter
  • email
Necesitas estar logueado!!

DISCO DESTACADO


Dance Gavin Dance
"Afterburner"

ÚLTIMOS COMENTARIOS

ÚLTIMAS REVIEWS

8.8
Dance Gavin Dance
"Afterburner"
8.0
The Get Up Kids
"Problems"
7.5
Copeland
"Blushing"
8.9
Danzig
"Danzig Sings Elvis"
7.2
Picturesque
"Back To Beautiful"
8.2
August Burns Red
"Guardians"
7.8
Sum 41
"Order In Decline"
7.6
The Suicide Machines
"Revolution Spring"
8.0
Kvelertak
"Splid"
7.6
Fenix TX
"Fenix TX"
8.5
Burnt Tapes
"Never Better"
7.8
Parkway Drive
"Reverence"
Acceso usuarios

Introduce tu usuario y tu password

Usuario:
Password:
Recordar Login:
Recuperar usuario

Introduce tu usuario y tu e-mail

Usuario:
E-mail: